Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Una manera de hacer un paneo en el precio de los alimentos está en el seguimiento de los ingredientes o platos típicos, y el pollo asado es uno de ellos sin importar la región.

Desde hace nueve meses LR realiza cada 30 días el Índice del Pollo Asado (IPA), que concretamente es un indicador que mide el precio de este tradicional plato en las siete ciudades con más asaderos: allí aparecen Bogotá, Medellín, Cali, Cúcuta, Tunja, Cartagena, y Villavicencio.

Para enero hay un hallazgo importante, el IPA mostró que el pollo asado siguió subiendo para el consumidor final. Luego del sondeo hecho por este diario, mientras en diciembre el pollo estaba en $35.038, para empezar enero los asaderos lo ofrecen a $35.419 en promedio, es decir que hubo un alza de $381 o visto de otra forma, casi $400.

Curiosamente se trata de una de las alzas más fuertes durante los últimos nueve meses desde que LR hace este sondeo en las ciudades.

¿Cómo se llega al precio?

La metodología se basa en un sondeo a tres cadenas de asaderos en cada una de estas ciudades, así se logra un precio promedio de referencia por región y luego el margen nacional que en enero se ubicó en $35.419. Hay que tener en cuenta que el valor solo concibe lo que cuesta el pollo asado solo, pues es común que el plato se acompañe siempre de los populares combos. Esas tarifas no se incluyen en el IPA.

Precios por ciudades

Septiembre y octubre fueron meses que curiosamente mostraron un valor similar en el precio del pollo asado en varias ciudades; pero esta vez para el mapeo de enero hay varias diferencias según las regiones.
En primer lugar, el promedio del pollo asado más costoso está en Bogotá, donde hubo un alza de 9% al pasar de $36.300 en diciembre a $39.566, se trata de la disparada más fuerte a nivel geográfico, pues se encareció más de $3.000.

El segundo lugar con el promedio más alto es Medellín, ciudad donde el promedio de enero quedó en $38.966, frente a los $38.300 de diciembre; aunque se trató de un avance leve de casi $700.

En el top tres de las siete ciudades revisadas aparece Villavicencio, el IPA en los llanos quedó en un promedio de $35.633, allí hubo un encarecimiento de $1.700 (o también alza de 5%) frente al resultado de diciembre cuando estaba en $33.933.

Muy de cerca está el pollo de asadero que se vende en Cúcuta, cuyo promedio registrado fue de $35.300, que solo se movió para arriba 0,5% o a penas $200 frente a los $35.100 del último mes de 2022.

¿Por qué sube el precio?

El presidente de la Federación Nacional de Avicultores de Colombia (Fenavi), Gonzalo Moreno, explicó que la subida en los asaderos no tiene que ver con el costo de producción.

Normalmente se creería que el precio al consumidor ve el reflejo de las alzas de quien lo produce, pero esta vez no pasa así. “El costo del pollo se ha mantenido, incluso ha disminuido como se puede evidenciar en la información que publica el Dane, el precio del pollo entero sin vísceras que es un referente, frente a la semana anterior tiene una disminución del 1,3% y frente al mes anterior del 1,6%”.

Entonces “el precio en asaderos no refleja la disminución del precio al cual lo están vendiendo los productores, seguramente el aumento es por otros factores, pero no por el precio del pollo” agregó. Esos factores tienen que ver con las ganancias, explicó Jorge Salazar, propietario de la cadena Surtidora de Aves. “Venimos de unos meses en los que el consumo estuvo activo, como fue noviembre y diciembre, pero hubo tarifas de transporte que estaban altas, entonces hay que recuperar un poco con leves ajustes el primer mes del año”.

Donde bajó el pollo

No todo fue encarecimiento del IPA, en tres puntos del sondeo el precio se contrajo. Cali fue donde más bajó el valor promedio y además es el más “barato” de las siete ciudades medidas.

En la capital del Valle el pollo asado se mueve en promedio este mes en $30.633, vio una reducción de $1.567; como tal fue una fuerte reducción de 4,8% frente al costo de diciembre ($32.200).

Luego aparece Tunja, la capital boyacense es la segunda con el precio más bajo del pollo de asadero. Para enero el promedio se calcula en $33.433, que además bajó 2,53%, es decir, se contrajo casi $900 del costo de diciembre ($$34.300). Y finalmente, Cartagena aparece con un promedio en el IPA de $34.400, una contracción de 2,9%, luego de cerrar el último mes del año pasado en $35.133.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.