Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Solidaridad, Biocosta y Cargill, iniciaron este mes un proyecto para mejorar las prácticas agrícolas y las condiciones de vida de 482 pequeños palmicultores del Magdalena y el Cesar.

La iniciativa que durará dos años, proveerá entrenamiento, y asistencia técnica a estos agricultores, permitiéndoles acercarse al cumplimiento de principios y criterios de la certificación Rspo (Mesa Redonda de Aceite de Palma Sostenible). De esta manera, los palmicultores podrán incrementar su productividad y la rentabilidad de sus cultivos, lo que facilitará su acceso a mercados internacionales que exigen las prácticas sostenibles y que podrían otorgar una prima sobre el precio de los aceites certificados. “Nuestra meta es estimular la inclusión de los agricultores colombianos en el mercado global de aceite de palma” dijo Robert Horster, director comercial de Cargill Europa.

Adicionalmente se llevará a cabo un estudio para determinar zonas de alto valor de conservación y conocer el impacto social y ambiental que los palmicultores involucrados pueden generar en la cadena de aceite de palma sostenible. 

Según Raúl García, presidente de Biocosta, empresa líder de exportación de aceite de palma en Colombia, el alcance y la cobertura de este proyecto impulsarán el desarrollo sostenible de los pequeños productores.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.