Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Profesor Yarumo, ¿entonces se acabó el Fenómeno de El Niño? Esta es una pregunta que me han hecho varias personas a raíz de las lluvias que se han presentado en los últimos días en gran parte del país y la respuesta es ¡no!

Por el contrario, la Mesa Agroclimática Nacional continúa haciendo un llamado a los agricultores, gremios, centros de investigación y entes gubernamentales para que se preparen ante la época crítica que se presentará a finales de 2015 y comienzos de 2016. 

Durante noviembre se espera un déficit de las precipitaciones en las regiones Andina y Caribe. A pesar de las eventuales lluvias que se puedan originar durante las dos primeras semanas, no se alcanzarán los promedios históricos. 

En las regiones Orinoquía y Amazonía las lluvias estarán cercanas a los promedios esperados. Adicionalmente, la temporada seca de finales de 2015 y comienzos de 2016 coincidirá con el fenómeno de El Niño en su fase de máxima intensidad, según el Ideam, lo que indica una temporada seca más crítica de lo normal. 

Depende ahora de los esfuerzos interinstitucionales y de los agricultores para planificar y enfrentar los impactos en el territorio colombiano.

Para conocer el pronóstico del clima para los próximos meses, los invito a visitar el Boletín Agrometereorológico Cafetero de noviembre en la página web www.Cenicafe.org en el enlace “Agroclima.cenicafe.org/noviembre-2015”.

En anteriores ediciones les he hablado mucho sobre la necesidad de fertilizar los cafetales y cultivos, aprovechando las aguas que se están presentando por estos días. También es fundamental conocer muy bien nuestros sistemas agroforestales para tomar las mejores decisiones. Para esto usted cuenta con su extensionista y la información de Cenicafé.

Ahora bien, llega una época muy especial que reúne a las familias y los amigos, una época para compartir, gozar, perdonar y disfrutar. Para mí es sagrado hacer el pesebre y armar el arbolito de Navidad en familia, es quizás una de las cosas que más me gusta hacer en la vida. 

Pero se preguntaran ustedes ¿y el profesor Yarumo por qué cambio de tema así? Pues les cuento que una cosa nos lleva a la otra, ya que todos hemos escuchado que a causa del fenómeno de El Niño posiblemente se presente un racionamiento energético, el cual nos puede afectar a todos en el país. De nuestras acciones depende mucho su duración. 

El mensaje es muy importante: debemos ahorrar energía y es por esta razón que acudo a sus conciencias y a su creatividad, para poder disfrutar de nuestra Navidad protegiendo los recursos naturales. 

El pesebre, el arbolito y la decoración navideña se pueden hacer perfectamente con materiales reciclados y reutilizables que se ven muy bien y cuidan el medio ambiente. Lo que sí debemos tener claro es que no se debe utilizar ni musgo ni ningún material que afecte el ecosistema.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.