Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

En esta época de confinamiento, en la que se han disminuido los tiempos para compartir al aire libre con las mascotas, hay que prestarle muchísima atención a los comportamientos de los perros y gatos dentro de la casa o apartamento.

Si bien pueden pasar mucho tiempo con sus dueños, estos también pueden presentar episodios de estrés y la necesidad de escapar.

De acuerdo con Carlos Cifuentes, médico veterinario y vocero de Pet Food Institute, una de las situaciones más comunes que se evidencia por esta época es el "síndrome del gato volador",  que  se presenta cuando el gato sufre de estrés y busca formas de huir como, por ejemplo,  lanzándose por las ventanas desde cualquier altura.

"Podemos ayudar a controlar estos niveles de ansiedad en los gatos con feromonas o esencias florales. También agregando algún alimento a su dieta, fuera del concentrado, que les genere satisfacción como el atún para felinos o algunas galleticas especiales que los anime. Es importante mantenerolos activos y distraidos”, explicó el experto.

Según los expertos un cuidado responsable de las mascotas, que involucre medidas preventivas ante cualquier escenario, puede prevenir la pérdida de sus perros o gatos.

Frente a lo anterior Pet Food Institute da algunas recomendaciones:

1. Inspeccione el collar, la placa y la correa: ¿La tela está gastada o rota? ¿Se están borrando los datos de la placa? Antes de salir a darle un paseo a su mascota, asegúrese de que no exista manera de que salga corriendo y usted pierda el control.

2. Si vive en una casa, revise su patio: ¿Ha examinado de cerca la puerta para garantizar su seguridad? ¿Hay tablas sueltas que deberían repararse? ¿Está seguro de que tu perro o gato no puede saltar la cerca?

3. Mantenga un espacio seguro: ¿Su mascota se pone nerviosa si escucha ruidos fuera de la casa, cuando hay tormentas eléctricas o fuegos artificiales? En estos casos es ideal proporcionarles un espacio tranquilo en el que puedan “esconderse” y relajarse, como una caja para los gatos o una cama para los perros. Solo asegúrese de que estos no estén ubicados cerca de la puerta principal.

4. Esté atento a la puerta y las ventanas: ¿Dónde está su mascota cuando abre la puerta principal? ¿Podría su gato o perro (dependiendo el tamaño) salirse fácilmente? ¿Podría su gato saltar por la ventana?

Por último, si usted quiere proporcionar alimento y agua a alguna mascota perdida o en abandono, procure cargar consigo concentrado cuando saque a pasear a su mascota. Si ve a algún animalito en la calle ofrézcale alimento (según el tipo de concentrado, si es para gato o perro). Este debe ser fresco y asegúrese de que el animal lo consuma completo. Si sobra, recójalo.

 

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.