Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

El pasado 12 de octubre la gerencia técnica de la Federación Nacional de Cafeteros de Colombia (FNC), realizó en el Centro Nacional de Investigaciones de Café (Cenicafé) un día de campo en conjunto con la empresa cafetera de la familia Londoño, con el fin de abrir una puerta que más que innovadora y prometedora, se está convirtiendo en una necesidad que para muchas regiones puede ser la solución para la recolección del café, les hablo de la cosecha asistida.

Al día de campo “cosecha asistida de café”, fueron 180 caficultores de los departamentos cafeteros del país. La idea era mostrar esta tecnología y escuchar sus comentarios y propuestas, ya que serán ellos quienes la van a utilizar. Contamos con ocho estaciones, más tres ejercicios de recolección (recolección asistida, recolección en mallas y recolección tradicional), con el fin de comparar su rendimiento.

En las estaciones se analizaron puntos fundamentales que se deben tener en cuenta para realizar la recolección asistida de café, como por ejemplo floraciones, patrones de distribución de la cosecha, separación de frutos en el beneficio del café.

Es que cuando hablamos de cosecha asistida, no solo son las máquinas para hacerlo, hay que tener en cuenta todos los factores que intervienen en la floración, pues de esto va a depender mucho si se utiliza esta opción o algún tipo de maquinaria.

Fue muy interesante escuchar los aportes de los asistentes. Les cuento que algunos caficultores manifestaron que prefieren la recolección tradicional, mientras que la gran mayoría expresaron que lo ven con muy buenos ojos; que es una idea innovadora y necesaria. Además, realizaron sus observaciones de acuerdo con sus experiencias y necesidades. En este momento existen máquinas que podrían ser utilizadas para la recolección de café cuando ésta se encuentre más concentrada o de acuerdo a las demandas que tenga cada caficultor.

Existen otras que están en desarrollo, pero lo más importante es que Cenicafé en conjunto con los productores, vienen desarrollando esta tecnología que es muy promisoria.

Hay que tener en cuenta que cada región y cada empresa cafetera, tiene condiciones particulares y que de acuerdo a ellas, es que debemos planear y ejecutar las actividades en la caficultura. Además que la recolección asistida no es selectiva solo a frutos maduros, sino que existen metodologías para hacer selección de todo tipo de frutos.

Lo anterior, es un tema sobre el que estaremos hablando mucho de aquí en adelante, pues debemos tener en cuenta que por ejemplo en las pruebas realizadas, la recolección asistida rinde mucho más que de la manera convencional; que debemos hacer selección y beneficio de frutos maduros aparte de los frutos pintones y verdes; y que tendríamos diferentes calidades para comercializar.

Otro punto fundamental es la capacitación y pericia del operario, incluso surgieron ideas como que los recolectores se asociaran, adquirieran equipos y presten el servicio donde sea requerido.

El Congreso Cafetero, máxima autoridad de la FNC, dio una directriz para que Cenicafé investigara el tema de mano de obra para la recolección, pues analizando bien los costos de producción de café, tiene un peso muy alto y es quizás la labor más importante y costosa en el cultivo, y la recolección asistida es una posible solución.

Como seres humanos a veces lo nuevo nos causa un poco de temor, pero esta es una metodología que promete ayudar en muchas regiones y empresas cafeteras del país. Puede ser la solución para muchas personas, eso sí, debemos probarla, analizarla y aportar para su desarrollo, puesto que muchas personas dependemos de manera directa e indirecta del cultivo del café. Todos nos beneficiamos de él y todos debemos aportar. 

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.