Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Al menos tres naciones africanas necesitarán importar más maíz este año después del clima extremo, desde ciclones hasta cultivos devastados por la sequía, lo que desatará algunos flujos comerciales inusuales.

El maíz es un grano básico en gran parte del África subsahariana, donde se muele y se cocina con agua para formar una papilla o una masa dura. Se espera que Zimbabwe, Mozambique y Kenia vean un aumento en las importaciones esta temporada para compensar las cosechas cada vez más escasas. Eso puede estimular a la vecina Tanzania a exportar una cantidad récord, y algunos granos también pueden obtenerse fuera del continente.

Los consumidores en el África subsahariana generalmente comen maíz blanco, mientras que la variedad amarilla que se comercializa más comúnmente a nivel mundial se usa para la alimentación animal. Eso, combinado con las prohibiciones de los cultivos modificados genéticamente en muchos países africanos, puede dificultar las compras internacionales, y las importaciones se producen en medio de un alza en los precios mundiales del maíz, ya que las inundaciones causan estragos en las plantaciones estadounidenses.

Zimbabwe puede comprar 1 millón de toneladas de maíz, un aumento de 10 veces con respecto a la campaña anterior, según el Departamento de Agricultura de EE. UU. El país ya ha dicho que se está preparando para invitar a los postores a suministrar 750,000 toneladas. Las compras de Mozambique, que fueron afectadas tanto por los ciclones como por el clima seco, se ven en un máximo de 14 años. En África Oriental, Kenia puede requerir importaciones de hasta 1.3 millones de toneladas después de una sequía .

Tanzania, geográficamente en medio de los tres, puede ayudar a aliviar la escasez. La nación dijo que recibió una solicitud formal de Kenia para suministrar 1 millón de toneladas y también apunta a vender 700,000 toneladas a Zimbabwe. De ser así, eso sería más del triple de la cantidad de grano que la nación ha exportado en una temporada, según los registros del USDA.

"La mayor parte de este déficit podría ser cubierto por un cambio en los flujos comerciales regionales y continentales", dijo Alessandro Costantino, un economista de África Oriental para la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación en Roma. Kenia debería tener fondos para importar desde el extranjero si el suministro de la región no es suficiente, dijo.

Demanda de maiz
Según el USDA, las importaciones de cereales secundarios en África subsahariana pueden llegar a 4,8 millones de toneladas en el año que comienza en octubre . Aunque es una pequeña fracción del comercio global, marca la mayor demanda de la región en tres años.

Fuera de África, México es una de las únicas naciones con grandes cantidades de maíz blanco, dijo Wandile Sihlobo, economista jefe de la Cámara de Negocios Agrícolas de Sudáfrica. Se pronostica que las exportaciones del país casi se duplicarán en la temporada 2019-20.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.