Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Actualmente su transformación y comercialización en la industria se realiza bajo una marca de origen denominada ‘Aromas del Campo’. Se trata de una iniciativa liderada por el Sena en la región del Oriente Antioqueño que arrancó desde el 2010.

Gustavo de Jesús Zuluaga, representante legal de Aromas del Campo afirmó que la empresa que agrupa a cerca de 34 familias, factura anualmente $40 millones.

Añadió que el proyecto se creó para buscarle una alternativa de sustento a las personas que se encontraban desplazadas por el conflicto armado.

La firma hoy se proyecta en el mercado como una empresa innovadora, respetuosa de los recursos naturales, integradora de los conocimientos ancestrales y la ciencia moderna.

Aromas del Campo elabora productos para las líneas capilar, corporal y facial, deshidratados, extractos y aceites esenciales con altos estándares de calidad y buenas prácticas de manufactura.

“Los productos son confiables y generan una economía justa reflejada en buenos precios para los clientes” agregó Zuluaga.

El proceso inicia sometiendo las plantas cosechadas a un arrastre de vapor, el cual ayuda a obtener los principios activos en los que las plantas están integradas, luego de tener este principio bajo la fórmula del producto a diseñar se integran los ingredientes en una mezcla homogénea, más tarde pasan al envasado y al etiquetado para ser llevados a su distribución.

Siendo así, este proyecto toma importancia en un mundo donde el consumidor es cada vez más conciente de productos amigables con el medio ambiente.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.