Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Los trabajadores de la soja en Argentina llegaron a un acuerdo en las conversaciones salariales, poniendo fin a huelgas que habían complicado las exportaciones y fomentado un aumento en los futuros de Chicago.

El acuerdo incluye un aumento salarial de 35% en 2020, una bonificación anual equivalente al salario de 2020 con el aumento de 35%, una bonificación excepcional para empleados que trabajaron durante las restricciones de confinamiento y un ajuste adicional de 25% en 2021, según la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina—Centro de Exportadores de Cereales (Ciara-Cec).

La huelga, que se había prolongado por casi tres semanas, había incitado preocupaciones sobre el suministro en un momento en que China está importando cantidades récord de semillas oleaginosas y las secas condiciones atmosféricas amenazan los cultivos en Brasil y Argentina. La situación hizo que los precios de la soja alcanzaran su nivel más alto en seis años, y ahora los futuros se acercan a US$13 por bushel. Los futuros del aceite de soja también alcanzaron el nivel más elevado desde 2014, mientras que la harina alcanzó un máximo de cuatro años.

Los sindicatos en Argentina siguen siendo fuertes, un legado del movimiento político peronista que retomó el poder el año pasado. Las negociaciones salariales en una serie de industrias son intensas, y la inflación llega a 36%. La huelga ha complicado las exportaciones, ya que cerca de 151 embarcaciones se encuentran actualmente esperando en los puertos de la nación, según el Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU) del país.

Ciara-Cec representa a gigantes de la agroindustria como Bunge Ltd. y Cofco International Ltd.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.