Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

La implementación de sistemas agroforestales (SAF) en diferentes tipos de cultivos en Colombia por parte de centros de investigación son, en la actualidad, unas de las herramientas con las que se trabaja para la adaptación del cambio climático y que busca beneficiar a los agricultores y productores.

Uno de los cultivos de mediano plazo en los que se ha demostrado el efecto de estos sistemas es el de cacao, actividad en la que están involucradas cerca de 30.000 familias en Colombia con 160.000 hectáreas tradicionales, según datos de Corpoica. 

Darwin Lombo, investigador máster en Agroforestería Tropical del Centro de Investigación Motilonia de esta entidad, señaló que “los sistemas agroforestales presentan ventajas comparativas en términos de una mayor provisión de servicios ecosistémicos en relación al monocultivo, lo que los hace con mayor capacidad de adaptación y mitigación al cambio climático”.

De esta manera es que beneficia a las familias campesinas, mediante la diversidad de productos alimentarios, con flujo de ingresos rurales por la venta de sus productos, sostenibilidad del suelo mediante el ciclaje de nutrientes que mejora la capacidad productiva y reduce el uso de fertilizantes sintéticos, al igual que una mayor retención de humedad en el suelo, especialmente en las épocas más secas del año, donde puede ser aprovechado por el cultivo de cacao, según explicó Lombo.

Por su parte Edwin Rodríguez, gestor de innovación de la Red de Cacao, expresó que los trabajos con estos sistemas han llevado a comprobar que “con el uso de los genotipos de cacao liberados TCS 01 y 06, y recomendaciones agronómicas, se espera una producción por encima de 1.000 kilógramos anuales por hectárea”.

De este modo es que pruebas experimentales han estimado una producción, cuatro años después del establecimiento, de 3,3 kilos por árbol anual para la variedad TCS 01 y 2 kilos por árbol anual para la variedad TCS 06 que superan a otro tipo de clones de cacao que muestran valores promedio de 1,6 kilos por árbol anual, de acuerdo con los investigadores.

Así mismo, “el cultivo de plátano hartón como opción asociada con el de cacao, presentaría una producción de 12 toneladas por hectárea por ciclo”, afirmó Lombo. 

La opinión

Darwin Lombo
Investigador Máster Centro de Investigación Motilonia
“Estos sistemas operan mediante la asociación espacio temporal de los cultivos, mejorando los aportes ambientales y ecológicos en el sistema y el paisaje agrícola”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.