Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

El reporte del Foro Económico Mundial “Cerrando la brecha de talento humano para la innovación en América Latina” menciona que 37 % de las compañías de la región consideran que uno de sus principales problemas son las dificultades que encuentran en apropiar talento humano calificado, este déficit de capital humando se puede vincular al acceso desigual y la insuficiente calidad de la educación y la baja apropiación de ciertas competencias laborales.

En ese contexto, las pocas exportaciones en materia de alta tecnología y patentes generadas, entre otros, son bajos indicadores de innovación en la región, este atraso se vincula a la poca inversión en investigación y desarrollo tecnológico, que redunda en la escasez de científicos, profesionales del campo y agricultores capacitados.

Como nodo de desarrollo rural en escenarios de paz, el país deberá superar las brechas tecnológicas existentes en el sector agrario en materia de asistencia técnica pertinente con cobertura total y generar las herramientas que facilite la trasferencia de conocimiento técnico y científico que responda a las mejores prácticas nacionales e internacionales de producción agraria.

Por lo general, el modelo de asistencia técnica en nuestro país está basado, a partir de las recomendaciones impartidas por los asesores comerciales y técnicos de los almacenes y casas comerciales de agro-insumos, en malas prácticas agrícolas con resultados nefastos en ecosistemas, deterioro del suelo, calidad del agua, afectación en la salud de animales, productores y consumidores.

Se estima que 50% de los colombianos tendrían un teléfono inteligente, asociado en gran medida al uso del internet móvil. La respuesta a un modelo de asistencia técnica con alta cobertura en el campo, es sin lugar a dudas el desarrollo y uso de herramientas móviles de las tecnologías de la información y la comunicación o app (acortamiento de inglés de application), aplicaciones informáticas diseñadas para ser utilizadas en teléfonos inteligentes, tabletas y otros dispositivos móviles, que permitan al usuario  realizar una tarea o actividad concreta sin mayores dificultades y a menor costo de inversión.

Por lo general, las aplicaciones móviles permiten a todos los involucrados en el sector agrícola ser mucho más eficientes; dado el impulso que ha tenido su utilización en el mundo, existen app para el clima, preparación y fertilidad del suelo, siembra, riego, sistemas de producción animal, sanidad, docencia e investigación agrícola, etc., creando un universo de funcionalidades para el sector agrario.

Sumado lo anterior, es necesario para el país impulsar el desarrollo de aplicaciones agrarias innovadoras con alta especificidad, ajustadas a las condiciones productivas de cada región y especie, como también en incentivar su utilización, que al final contribuyan a solucionar las problemáticas agrícolas y reducir el rezago tecnológico que acusa en el sector productivo del campo colombiano.