Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Inicia la temporada festiva en el territorio nacional. Entre mayo y junio más de 3.000 conmemoraciones tradicionales, feriados, fiestas y exposiciones agropecuarias hacen parte de la oferta turística de los municipios y departamentos, y aunque hay opciones para todos los gustos, ya son varias las celebraciones culturales que están incluyendo un fuerte componente agroindustrial en su programación, como también las ferias especializadas que están tomando más fuerza entre los productores y empresarios del sector agro. 

Eventos como la Feria Agropecuaria Industrial y Comercial de Sincelejo que se caracteriza por sus exposiciones equinas y bovinas; la II Exposición Ganadera de la Altillanura que se lleva a cabo del 25 al 29 de mayo en Puerto Gaitán, Meta y que inició gracias al tradicional Festival de la Cachama; o la Feria Exposición Nacional Agropecuaria de Buga, Valle del Cauca, considerada como la más antigua del país, son algunas de las ferias dedicadas al desarrollo de las regiones y la muestra de las últimas innovaciones.

Aunque para algunas personas, el público de estos eventos solo está asistiendo a los feriados más grandes, tipo Agroexpo que se lleva a cabo en Bogotá o Agrofuturo en Medellín, dejando a un lado las pequeñas ferias y exposiciones municipales que muchas veces son auspiciadas por las alcaldías y gobernaciones, para Darío Sánchez, empresario de eventos agropecuarios, estas son muy importantes para los productores ya que pueden reconocer de primera mano y de forma actualizada lo que ofrece la industria. 

“En el caso de los ganaderos ellos buscan actualizarse y llevar esa información que encuentran en las ferias a sus propios hatos, reconocer lo que hacen otras regiones y la competencia, además de mirar otras razas de ganado” aseguró el empresario. Sin embargo, un nuevo esquema de ferias está ganando más participantes. Estilos más al aire libre, tipo Brasil o Argentina, con una oferta de proveedores de diferentes tipos de insumos y hasta empresarios de diferentes productos agrícolas reunidos en un solo lugar, son los más apetecidos por los productores de la agroindustria.

Pero, por otro lado, las celebraciones tradicionales de los municipios también están ligadas a la vocación agropecuaria de sus territorios. Eventos como el Festival y Feria Agroindustrial de la Piña que se realiza del 27 al 29 de mayo en Viotá, Cundinamarca o el Reinado Departamental del Café, e incluso las ferias alrededor de la celebración de San Pedro y San Pablo en el Huila, ya tienen un fuerte componente agropecuario o gastronómico que acompaña la tradicional música, fiesta, baile y orquesta. 

Para Fernando Rubio, coordinador de Turismo de Viotá, Cundinamarca “se ofrece una feria agroindustrial dentro del festival para que nuestra población, que es altamente productora, pueda ofrecer sus productos a las más de 5.000 personas que asisten al evento”, esto además de promover el consumo de los alimentos de la región, mueve el comercio y aumenta el reconocimiento turístico del municipio. El alcalde de Viotá, Héctor Jorge Cante, aseguró por ejemplo que el Reinado Departamental del Café atrae turistas interesados en conocer la producción de las más de 4.500 familias cafeteras y que por eso uno de los componentes más importantes del reinado es la cata y premiación de los mejores cafés suaves orgánicos, ya que el municipio es el mayor productor departamental. 

¿Cómo es la gestión?

Según Cante, tan solo el año pasado llegaron a invertir $180 millones en todas las fiestas del municipio, y solo en el reinado $40 millones. Él alcalde asegura que “estos recursos se logran gracias a la gestión con la Empresa de Licores de Cundinamarca, la Gobernación además de los que ya destinamos nosotros en el presupuesto”.

Los más beneficiados con el flujo de turistas son los operadores turísticos. “Aunque no hay cifras estimadas, creemos que hay 100% de ocupación hotelera en los festivos de mayo y junio”. La razón es que las ferias promueven el retorno, y por lo ende aportan al crecimiento económico no solo de quienes trabajan en el evento, sino del comercio en general. 

¿Cuánto vale asistir a una feria?

Si usted es un empresario del sector agropecuario y desea participar en una de las grandes ferias primero debe pensar en la inscripción. La tarifa de participación de un evento como Agroexpo puede costarle $387.000 más IVA por metro cuadrado de stand en áreas cubiertas y en áreas libres, el mismo monto, pero con un mínimo de ocupación de 80 metros cuadrados. Además, debe contar con personal de tiempo completo para atender los 10 días que dura la feria y una buena inversión en el stand para atraer visitantes. 

Las opiniones

Héctor Jorge Cante
Alcalde de Viotá, Cundinamarca

“En nuestra feria tratamos de exaltar el café porque nuestro municipio tiene una tradición cafetera de más de 100 años. Además somos el más productor el grano”.

Darío Sánchez
Empresario de eventos agropecuarios

“Yo veo que la tendencia ahora se concentra en asistir a las ferias más grandes. Las pequeñas, patronales y municipales están perdiendo mucha importancia”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.