Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Ñamichips es una idea de negocio sostenible que nació en los Montes de María. Un grupo de mujeres víctimas del conflicto e integrantes de la Asociación de Mujeres Unidas de San Isidro (Amusi), lograron rescatar el ñame y generar un valor agregado comercializándolo en presentación de snack. Con su emprendimiento se fomenta la protección de los bosques, pues sus cultivos se establecen bajo sistemas agroforestales.

Desde la asociación de mujeres se venía trabajando en procesos de protección y conservación del bosque seco tropical. Las mujeres quisieron rescatar el producto típico de su región y generarle un valor agregado, convertirlo en chips.

"El ñame es considerado como uno de los mayores deforestadores a nivel mundial, nosotras quisimos utilizarlo para poder generar un valor agregado sostenible. Actualmente contamos con dos reservas de la sociedad civil, en la que los productores trabajan con el tubérculo", dijo Natali Valdés, integrante de Amusi.

Sin embargo, al comienzo, las emprendedoras tuvieron dificultades para conseguir una empresa que les ayudara con el procesamiento del tubérculo para su transformación .

"Al principio muchos nos cerraron la puerta, en el país no se había realizado un producto utilizando este tubérculo y las maquiladoras nos respondían que no sabían cómo trabajar con el ñame. Finalmente una empresa nos brindó la posibilidad, con ellos empezamos trabajos de investigación hasta que en el 2021 obtuvimos las primeras pruebas del ñame como snack", recordó.

A inicios de marzo de 2022 lograron sacar su primera producción de chips de 100 gramos y en julio obtuvieron una nueva producción en una presentación de 25 gramos.

Cabe enfatizar en el potencial ambiental de la empresa al implementar sus cultivos en sistemas agroforestales, pues este factor también permite aumentar la producción. "Con esto logramos que el campesino que sembraba 3.000 plantas de ñame en una hectárea, pueda sembrar entre 12.000 a 18.000. Así se bajan los costos y aumenta la productividad", explicó.

La empresa también ha sido un medio para dinamizar la economía en la región. Dentro del proceso de Ñamichips hay 120 familias beneficiadas a través de la generación de empleo y 40 beneficiarios directos. "Nosotros también trabajamos con proyectos sociales, le damos la oportunidad al campesinado de liderar esta nueva línea de producción al mercado", comentó.

En el momento el emprendimiento está apostándole a llegar a tiendas y comercios del territorio. Han tenido la posibilidad de viajar a ferias de negocios verdes para dar a conocer el snack. Hay que decir que, pese a que su salida al mercado inició este año, ya cuentan con capacidad de envío a otras partes del país. "Hemos enviado pedidos por unidades a Bucaramanga, Bogotá, Medellín, Barranquilla", dijo.

El establecimiento de esta idea de negocio se dio con la alianza entre Parques Nacionales Naturales y su proyecto de conectividades socioecosistémicas, la fundación Herencia Ambiental, la incubadora de empresas Créame y la financiación de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid).

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.