Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Tal y como se anunció hace unas semanas en el Congreso Nacional Cafetero, el Gobierno Nacional y la Federación Nacional de Cafeteros anunciaron oficialmente la firma de la  la Agenda Estratégica para el Sector Cafetero 2020-2030.

El documento, que fue firmado por el Ministro de Agricultura y Desarrollo Rural, Andrés Valencia, y el gerente general de la Federación, Roberto Vélez Vallejo, busca fomentar el desarrollo sostenible e integral de la caficultura. Desde varios frentes, se le apuesta a posicionar a Colombia como el principal proveedor de café diferenciado del mundo.

La nueva agenda estratégica contiene seis puntos, tal y como lo había explicado el presidente de la República, Iván Duque, en el Congreso Cafetero. Entre los ejes fundamentales que tendrá esta hoja de ruta está el fortalecimiento de la productividad, la consolidación de la estrategia de diferenciación, la reducción de costos, la disminución de la volatilidad para los ingresos del caficultor, la legalidad en el sector y la promoción internacional.

"Se fortalecerá la Extensión Cafetera y la transferencia de tecnología por medio de un servicio de extensión más eficiente que incremente el acceso a nuevas tecnologías para los caficultores, contribuyendo a facilitar el intercambio de técnicas y conocimientos del cultivo", explicó la Fedecafé.

Uno de los puntos que podrían cambiar de manera radical la situación del sector es la disminución de la volatilidad de los ingresos del caficultor. En este foco, el Gobierno se comprometió implementar el Fondo de Estabilización de Precios del Café (Fepc), con el objetivo de que se implementen instrumentos y mecanismos encaminados a proteger a los cafeteros de la creciente volatilidad precios y su efecto sobre los ingresos.

A este punto se sumaría la masificación de los instrumentos de agricultura por contrato: "Facilitar el acceso a las herramientas de comercialización de café a futuro con cooperativas de caficultores, tostadores, baristas y exportadores como medio complementario para reducir la incertidumbre de los ingresos de los productores"; explicó la Federación.

Con esta ruta de trabajo el Gobierno prevé aumentar las ventas externas de la industria, mejorar los rendimientos de los productores y aumentar el posicionamiento global del café colombiano. Es de resaltar que, según el presidente, este año se llegará a una producción total de 14,3 millones de sacos.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.