Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

El trigo de Chicago subía el miércoles gracias a las compras técnicas después de caer a mínimos de 13 meses en la semana, ya que los suministros mundiales pesan sobre los mercados estadounidenses.

Los futuros de la soja subían, respaldados por el optimismo de la demanda de exportaciones y las condiciones secas en el principal exportador, Argentina.

El maíz subía un poco más, apoyado por el trigo y la soja a pesar de la debilidad del petróleo LCOc1.

El contrato de trigo más activo en la Bolsa de Comercio de Chicago (CBOT) Wv1 subía 25 centavos a US$7,54 el bushel a las 1725 GMT.

El maíz Cv1 sumaba 4,75 centavos a US$6,42 por bushel, mientras que la soja Sv1 ganaba 11 centavos a US$14,750 por bushel.

"Después de tocar un mínimo de un año, creo que algunos operadores lo vieron como una oportunidad de compra", dijo Terry Reilly, analista senior de futuros agrícolas de Futures International..

La demanda de exportaciones ha sido fuerte esta semana, aunque el trigo estadounidense sigue siendo caro en comparación con los suministros del mar Negro.

Las crecientes exportaciones rusas siguen ejerciendo presión sobre los precios del trigo. Se espera que los envíos de octubre a diciembre alcancen los 12,7 millones de toneladas, 33% más que en el mismo período de 2021, según la consultora agrícola Sovecon.

Los pronósticos de una cosecha récord en Australia también han aliviado las preocupaciones sobre el suministro global y presionado a los mercados de trigo de Estados Unidos.

La soja, en tanto, sigue respaldada por el optimismo de que la relajación de las medidas de confinamiento por el covid-19 en China impulsará más exportaciones.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.