Durante los últimos años hemos pasado de la mula al avión, del arado de bueyes al tractor, de la noción del campo como elemento de poder a la de un sector de esperanza para la seguridad alimentaria y la nueva ruralidad. Hoy hablamos de agrociencias qué es y para qué sirve.

Las agrociencias implican una nueva mirada al campo. Corresponden a un enfoque de investigación que desde la riqueza biológica del mundo rural se traduce en desarrollo económico y social. El papel de lo rural, corresponde a una amalgama de lo nuevo con lo tradicional, su participación histórica en la economía, la seguridad y la soberanía alimentaria, se complementa con las funciones en los procesos de protección y conservación del paisaje y el ambiente, en amortiguador de conflictos sociopolíticos, y en escenario de nuevas dinámicas económicas, culturales y sociales.

La agricultura es mucho más que un sector primario extractivo que produce materias primas para la agroindustria y la alimentación, es la fuente de biodiversidad. La construcción de la nueva ruralidad demanda la existencia de políticas públicas y la aplicación de conocimientos a la realidad social, económica y cultural.

Desde las agrociencias se comprende la necesidad de generar y adoptar tecnología que apunte a la competitividad, la equidad y erradicación de la pobreza, mediante el intercambio de experiencias, donde la investigación actúa en forma pronta y eficaz, para desarrollar prácticas y tecnologías innovadoras que trasciendan la productividad, competitividad, y contribuyan con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas.

La innovación y el desarrollo toman sentido, en la medida que la producción de bienes y servicios se hacen explícitos en el desarrollo humano sustentable, incluyente y equitativo, con apropiación de valor en los territorios y la construcción de espacios de bienestar para las generaciones presentes y futuras en el mundo rural. El objetivo central de las agrociencias consiste en generar o apropiar el conocimiento para entender la complejidad biofísica, socioeconómica y cultural del trópico; evaluar y valorizar sus recursos naturales, aprovechar en forma sostenible la variabilidad genética existente y, al mismo tiempo, desarrollar procesos y productos de innovación tecnológica que se ajusten a la oferta ambiental tropical, a las nuevas demandas del mercado, a la salud humana, animal y ambiental.

Las agrociencias constituyen una expresión de la inter y transdisciplinariedad, involucran la participación de diversos actores: academia, gobierno, industria, sociedad urbana y en especial el poblador rural; es un reto que hemos abordado desde la maestría y el doctorado en Agrociencias de la Universidad de La Salle, mediante una propuesta científica, coherente, dinámica y alternativa desde cinco líneas básicas: gestión y biotecnologías de la reproducción aplicadas al mejoramiento genético en animales del trópico; sistemas de nutrición y alimentación animal sostenible; estudios agrarios y ambientales;agricultura sustentable; medicina de poblaciones y salud pública. Aportamos al desarrollo regional y rural del país, privilegiando el estudio del estratégico sector agropecuario.