La Corporación colombiana de Investigación Agropecuaria (Agrosavia) tiene establecido en el Centro de Investigación Caribia un arboreto dedicado a la conservación de especies maderables que se encuentran amenazadas o en vía de extinción por la perdida y fragmentación de sus hábitats para la explotación agropecuaria, el tráfico ilegal y la deforestación, según el libro rojo de plantas de Colombia del Instituto Amazónico de Investigaciones Científicas.

Las especies conservadas son Carreto, Ceiba Tolua, Nazareno, Tambor y Macondo, el árbol cuyo nombre inspiró a Gabriel García Márquez para dar vida al pueblo donde transcurre el devenir de la afamada obra Cien Años de
Soledad, destacó la entidad.

“Algunas de estas especies maderables amenazadas son endémicas y las
estamos conservando de forma natural y otras han sido introducidas a Caribia
para su conservación. La pérdida y amenaza de estas especies maderables
nos enfrenta a un panorama que nos exige acciones conjuntas de un manejo
sostenible, que de no hacerse conllevaría a una pérdida de la biodiversidad”,
explicó César Baquero, investigador Máster del Centro de Investigación Caribia de Agrosavia.

Estos árboles cumplen un rol fundamental como la captura y fijación del carbono, protección de la biodiversidad, recuperación de tierras degradadas y control de malezas, lo que ayuda a alcanzar la sostenibilidad de los sistemas de producción, atenuando los impactos medioambientales causados por la actividad antrópica, informó el centro de investigación.

“La importancia de conservar estos recursos genéticos es fundamental para sostener los valores productivos de los bosques y la vitalidad de los ecosistemas forestales y, de este modo, mantener sus funciones protectoras y ambientales”, señaló el experto.

Un arboreto o arboretum es un jardín botánico dedicado primordialmente a
árboles y otras plantas leñosas, que forman una colección de árboles vivos con la intención de conservar especies nativas que están en condiciones vulnerables o en vías de extinción y para estudiarlos científicamente.