Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

El año pasado el sector avícola colombiano creció 0,7%, eso se dio por un crecimiento de 1,9% en pollo y 1,6% en huevo. Así lo dio a conocer en su momento, Gonzalo Moreno, presidente de la Federación de Avicultores de Colombia (Fenavi), quien además destacó que el país tiene en este momento cerca de 845 millones de aves, de las cuales 43 millones son ponedoras.

Gracias a ello y al alto potencial que tiene la avicultura, la plataforma de subastas online, Superbid Colombia viene realizando desde noviembre del año pasado subastas de gallinas por internet pues, según Gustavo Quiñónez, gerente comercial de Superbid, es primordial crear escenarios alternativos donde la gente interesada pueda tener la posibilidad de realizar inversiones en el sector avícola.

“Este mecanismo ha de permitir a los usuarios acceder a mercados que antes eran totalmente cerrados e informales, como lo era el avícola. Hoy, a través de la puja de ofertas, los usuarios pueden decidir cuánto quieren pagar por el bien de su preferencia”, explicó Quiñónez.

Actualmente en las subastas que se realizan a través de la plataforma de Superbid Colombia, las gallinas están separadas en dos grupos, ponedoras Hyline, final de ciclo y despaje.

“Por medio de nuestra plataforma hemos vendido más 200.000 gallinas con valores iniciales desde $3.000 por gallina y se han vendido lotes de hasta $37 millones”, agregó Quiñónez.

Requisitos para participar
Según el vocero de la plataforma, lo primero que hacen antes de que una empresa participe en las subastas es conocer toda la trayectoria nacional e internacional de la empresa que está realizando la subasta, ya que esto garantiza la seguridad en todo el proceso.

Además, luego realizan su registro y verifican qué tipo de gallinas se están subastando, cómo es el proceso de pago y recolección de las mismas para evitar retrasos o inconvenientes en la compra.

“Entre las ventajas que ofrece adquirir gallinas por medio de subastas virtuales está la facilidad en la transacción, cualquier persona puede acceder y comprar. Otras ventajas son la organización en un mercado que suele ser muy informal, una mayor rentabilidad gracias a los precios de remate y la apertura del mercado”, dijo Quiñónez.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.