Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Contra viento y marea, así debe ser la camioneta de un finquero. Esto, debido al sin número de actividades que realiza: carga de mercancía pesada, travesías largas por terrenos rocosos, y recorridos expuestos a la lluvia, barro y exceso de sol.

“La camioneta ideal para estos empresarios del campo son las pick up de doble cabina y cabina sencilla. Son diseñadas especialmente para ellos, tienen platón para cargar personas y además espacio para pasajeros, también cuentan con motores con suficiente cilindraje. Son vehículos altos que hacen que no se golpeen con el piso”, comentó Eduardo Visbal, vicepresidente de comercio exterior y de vehículos de Fenalco.

LR le muestra seis camionetas que se adaptan a estas necesidades y que además se están estrenando en el mercado. Una de ellas es la Hilux de la marca japonesa Toyota: su versión TN5 tiene un motor de 2,8 litros diésel con turbo e intercooler. Su caja es automática de seis marchas y su potencia alcanza 174 caballos. La capacidad de carga es de 835 kilos.

“Con Hilux vamos a satisfacer distintas necesidades. Es versátil, tanto para recorrer caminos sin pavimentar como carreteras de asfalto y cemento. Se logró una fusión exitosa entre el desempeño superior Hilux y una experiencia de comodidad única”, indicó Noel Ardila, vicepresidente comercial de Toyota en Colombia.

Esta camioneta, parte de la octava generación de Hilux, es la pick up más vendida del mundo. Sus estribos de los lados, en las versiones más equipadas, están hechos en un plástico bastante dúctil, que se deforma cuando roza superficies fuertes y vuelve a su estado original al pisarlo. Tiene rines de 17 pulgadas, que son de acero, de lámina negra y de aluminio en las equipadas.

Su precio, de acuerdo con información de la más reciente Revista Motor, es de: las versiones diésel TF5 (4×2 mecánica) cuesta $133,2 millones; la TE5 (4X4 mecánica) $142 millones: la TC5 (4X4 mecánica) vale $135 millones; la TM5 (4X4 mecánica) $175,4 millones; y la edición TN5 (4×4 mecánica) tiene un precio de $179 millones.

Además, la versión de gasolina TR5 tiene un costo de $179 millones.

Otra de las opciones que hay en el mercado son de Nissan y Mitsubishi. De la primera de estas marcas, de origen japonés, está la NP300 Frontier, que cuenta con un motor diésel de 2.488 centímetros cúbicos, cuya capacidad es de 188 caballos de potencia a 3.600 revoluciones por minuto y un torque de 450 Nm (potencia de salida mecánica) a 2.000 revoluciones por minuto (rpm).

Su caja automática tiene siete velocidades y una tracción 4X4. La versión doble cabina full circula con rines de aleación de 18 pulgadas y tiene dos airbags. Se encuentra en el mercado desde $134 millones y tiene una capacidad de carga de 1.000 kilos.

La apuesta de Mitsubishi es la GLS Sportero, que tiene una circulación con rines de aleación de 16 pulgadas e incluye doble airbarg adelante. Su capacidad de carga, aspecto esencial para los trabajadores que laboran en el campo, es de 1.050 kilos y su caja automática es de cinco velocidades y cuenta con tracción en sus cuatro ruedas.

Además, esta camioneta, distribuida en el mercado nacional por concesionarios de la firma Motorysa, tiene en su interior un motor diésel de 2.477 centímetros cúbicos de 176 caballos de fuerza a 4.000 revoluciones por minuto (rpm) y un torque de 392 Nm (potencia mecánica).

Así mismo, los cargadores también son una opción para los finqueros, debido a la cantidad de mercancía que pueden llevar. Entre las opciones está la 444K de la marca estadounidense John Deere especializada en el sector agrícola. Cuenta con un sistema eléctrico de estado sólido y módulo de teclado seguro.

$119,3 MILLONES
BT-50 professional

La apuesta de la marca japonesa Mazda en el segmento de pick ups es la BT-50 Professional, vehículo que tiene rines de aluminio de 17 pulgadas y, en seguridad, equipa seis airbags. Su capacidad de carga es de 1.087 kilos. El motor diésel con el que cuenta tiene 3.198 centímetros cúbicos, y está unido a una caja automática de seis marchas y tracción 4×4. En seguridad cuenta con seis airbags y en cuanto a velocidad alcanza más de 195 caballos de potencia, que tienen 3.000 revoluciones por minutos. Sus rines son de aluminio de 17 pulgadas. Su precio, de acuerdo con la Revista Motor, es de $119,3 millones.

$134 MILLONES
Nissan NP 300 FRONTIER

Propiedad de la marca japonesa Nissan, distribuida en el país por Nissan Colombia, tiene una capacidad de carga de 1.000 kilos y su país de origen es México. Cuenta con un motor diésel de 2.488 centímetros cúbicos, que tiene una capacidad de 188 caballos de potencia a 3.600 revoluciones por minuto y un torque de 450 Nm (potencia de salida mecánica) a 2.000 revoluciones por minuto (rpm). Su caja automática tiene siete velocidades y una tracción 4X4. La versión doble cabina full circula con rines de aleación de 18 pulgadas y tiene dos airbags. Se encuentra en el mercado desde $134 millones.

$165 MILLONES
VW Amarok Highline

Este vehículo, de la marca alemana Volkswagen, que en el país es distribuida por la firma Porsche Colombia, tiene tracción permanente 4 Motion y una caja automática de ocho velocidades. Cuenta con un motor de 2,0 litros biturbo de 177 caballos de potencia a 4.000 revoluciones por minuto (rpm) y torque de 420 Nm (potencia de salida mecánica) a 1.750 rpm. Además, esta camioneta pick up tiene rines de aleación de 17 pulgadas e incluye doble airbag. Su capacidad de carga de mercancía es de 1.048 kilos. El origen de este vehículo, cuyo precio es de $165 millones según la Revista Motor, es de Argentina.

$133,2  MILLONES
Toyota HILUX

Diseño aerodinámico, motor renovado y mayor comodidad, son las características que Toyota plasmó en la octava generación de la reconocida Hilux, una legendaria pickup que ha ganado 17 veces la exigente competencia Rally Dakar. Este nuevo modelo hereda los valores fundamentales de la marca en términos de durabilidad y confiabilidad y los lleva a otro nivel, convirtiéndose en el nuevo punto de referencia para la categoría ya que reúne elementos de confort y lujo de un SUV. Para la nueva Hilux, cuyas versiones se encuentran desde $133,2 millones, Toyota desarrolló dos nuevos motores turbo diésel, los cuales corresponden a la nueva serie GD.

$147,2 MILLONES
Mitsubishi GLS

Esta pick up, modelo GLS Sportero, de la marca japonesa Mitsubishi, que es distribuida en el mercado nacional por concesionarios de la firma Motorysa, tiene en su interior un motor diésel de 2.477 centímetros cúbicos de 176 caballos de fuerza a 4.000 revoluciones por minuto (rpm) y un torque de 392 Nm (potencia de salida mecánica) a 2.000 rpm. Su caja automática es de cinco velocidades y cuenta con tracción en sus cuatro ruedas. En cuanto a circulación, la hace con rines de aleación de 16 pulgadas e incluye doble airbarg adelante. Su capacidad de carga, aspecto esencial para los trabajadores que laboran en el campo es de 1.050 kilos.

Cargador John Deere
Además de las camionetas pick up, los cargadores también son una opción, debido a que son vehículos que facilitan el transporte de mercancía pesada de un lugar a otro. Una de las opciones del mercado es esta 444K de la marca estadounidense John Deere, especializada en el sector agrícola. Cuenta con un sistema eléctrico de estado sólido y módulo de teclado seguro. Su fuerza de desprendimiento es de 8.112 kilogramos (18.104 libras); su peso operacional alcanza 11.055 kilogramos, es decir, 24.372 libras. Su carga de vuelco es de 6.226 kilogramos, 13.726 libras; y su giro máximo es de 40 grados.

 

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.