Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Los precios de los fertilizantes siguen subiendo a niveles récord, ya que la invasión rusa de Ucrania pone en riesgo una gran parte del suministro mundial de fertilizantes, lo que se suma a las preocupaciones sobre el aumento de la inflación mundial de alimentos.

Un indicador de los precios del amoníaco fertilizante nitrogenado en Tampa aumentó 43% a US$1,625 por tonelada métrica el viernes, un récord para el índice de 29 años. Los cortes de producción y el suministro global ajustado están impulsando el salto, según una nota de Bloomberg Intelligence.

La guerra está elevando el costo del gas natural, el principal insumo para la mayoría de los fertilizantes nitrogenados, lo que obliga a algunos productores en Europa a reducir la producción. A los mercados también les preocupa que las posibles sanciones a Rusia, un gran exportador de bajo costo de todos los principales tipos de nutrientes para cultivos, puedan perturbar el comercio mundial. El país representó casi una quinta parte de las exportaciones de fertilizantes de 2021, según Trade Data Monitor y Bloomberg's Green Markets.

Rusia ha instado a los productores nacionales de fertilizantes a reducir las exportaciones, avivando aún más los temores de escasez. Al mismo tiempo, los precios de los cultivos básicos como el trigo, el maíz y la soja se están disparando, y la guerra en uno de los graneros del mundo amenaza con empujar a millones más al hambre. El aumento de los costos de los insumos agrícolas, como los fertilizantes, podría disparar aún más el precio de los alimentos.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.