Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Desde que se conoció el término "reforma agraria integral", el cual lanzó la ministra de Agricultura, Cecilia López, no se ha explicado cómo se financiará la compra de 3 millones de hectáreas, meta que puso el propio presidente Gustavo Petro. El Jefe de Estado incluso habló de entre $10 y $20 millones lo que pagaría el Estado por cada hectárea a sus propietarios privados, esto de inmediato se tradujo en un cálculo de por lo menos $30 y hasta $60 billones para adquirir esos predios.

López dice que todo saldrá de recursos del Estado, pero el MinAgricultura en 2023 tiene a penas más de $4 billones para su presupuesto total como cartera (es decir, su funcionamiento y todos sus planes de inversión en el campo), por eso está pendiente una definición del origen de los recursos. Este martes en La F.M., la jefe de la cartera agropecuaria volvió a poner una cifra, esta vez a la "primera tanda" de la compra de tierras. La funcionaria explicó que ese grupo serían 500.000 hectáreas, las cuales podrían estar en hasta $20 millones cada una "eso es casi la mitad de la reforma tributaria", haciendo referencia a que esa cantidad en ese precio equivalen a por lo menos $10 billones.

En su momento, el ministro de Agricultura, José Antonio Ocampo, dijo que si bien la reforma tributaria podría financiar los objetivos del Gobierno no será su totalidad para la compra de tierras, aunque defendió que "la reforma agraria está asegurada y está en los planes del Gobierno".

Con actualización catastral a 2022, LR realizó un sondeo de los precios por hectárea en diferentes zonas del país. Y, según estos datos, el Gobierno solo podría comprar terrenos en Meta, departamento en el que la tierra más barata está en $20 millones. De hecho, el promedio de precios por esta área (Meta) está entre $40 a $50 millones, con las características propias que el Ejecutivo ha dicho son requisitos indispensables para llevar a cabo el negocio, es decir, con vías de acceso, buenas tierras y agua. Por lo que solo las tres millones iniciales costarían $150 billones u ocho reformas tributarias y no $60 billones como prevé el Presidente Gustavo Petro.

Precisamente, la ministra López dijo que su objetivo está en la compra de tierras en el Caribe y en el Magdalena Medio, regiones que son hoy predominantes por la titulación en manos de ganaderos, los cuales estarían en el pacto de venta de hectáreas al Gobierno. El problema es que los reportes también hablan de precios desde $45 millones en esas zonas.

Teniendo en cuenta esto, las tierras que la jefa de la cartera de Agricultura podría estar negociado estarían en Meta, Casanare y Antioquía, los departamentos en los que, en promedio, puede estar costando $30 millones la más barata.

Las otras zonas en las que el presupuesto no alcanzaría sería en el Eje Cafetero, Buga, Santander y Casanare, lugares en los que la tierra está avaluada en $50 millones por hectárea.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.