La rabia es una enfermedad que afecta a todos los animales que tienen sangre caliente. Principalmente bovinos, equinos, porcinos, ovinos, caprinos y humanos que entran en contacto con animales enfermos, por ello, el ICA y diferentes organismos de la salud humana y animal se han unido para hacerle frente.

En lo que va de 2015, en Colombia se han presentado 165 casos de rabia, los cuales han sido atendidos por el ICA principalmente en los departamentos de Casanare, Cauca, Cesar, Magdalena y Norte de Santander. 

El Instituto Colombiano Agropecuario cuenta con una red de sensores de 4.598 que cubre el 88.86% del territorio nacional integrado por ganaderos, médicos veterinarios, trabajadores del campo y estudiantes quienes con las capacitaciones y talleres brindados por el Instituto prestan este servicio importante para atender cualquier posible foco que pueda presentarse.

Por ello, la entidad, le da algunas recomendaciones para prevenir y controlar la rabia silvestre bovina. 

Entre lo que hay que tener en cuenta está, vacunar a toda la población de bovinos, equinos, caninos y demás especies cada año con las vacunas con registro ICA que se comercializan contra la rabia. En este sentido el ICA pide aprovechar los ciclos de vacunación contra Aftosa y solicitar la vacuna Aftorabia que suministraran los vacunadores de Fedegan.

Otra de las recomendaciones será informar al ICA cuando hay animales en los predios con signos neurológicos y con mordedura de murciélago. También, no manipular los animales que presenten los signos y no comercializar la carne de animales enfermos