Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

La compra y venta de caballos es un negocio que mueve millones de dólares alrededor del mundo, y en Colombia no es la excepción. Por ello, quienes de una u otra manera están involucrados en este sistema deben tener en cuenta algunos aspectos relevantes para mantener la dinámica correcta de comercialización.

De acuerdo con la decana de la Facultad de Ciencias Agropecuarias de la Universidad de La Salle, Claudia Mutis, lo principal cuando una persona tiene la intención de vender un caballo es que tenga claridad de cuáles son las características del ejemplar, cuál es su genética y qué particularidades trae dicha genética que a futuro podría trasmitir el animal. “Lo otro importante es que los negocios sean muy transparentes”, apuntó.

En ese sentido, la académica advirtió que el vendedor debe asegurar el estado sanitario del equino, es decir,  tener al día sus vacunas, como la de la influenza, el tétano, y si el animal se encuentra a menos de 1.600 metros sobre el nivel del mar, debe estar vacunado contra la encefalitis equina venezolana y debe tener además un examen actualizado de anemia infecciosa equina.

“El vendedor debería tener una historia clínica para mostrarle al comprador, desde que el animal nació, cuáles han sido sus condiciones sanitarias para compartirlas abiertamente con su cliente”, advirtió Mutis.

Otro aspecto importante es que el vendedor debe conocer cuáles son las características en cuanto al temperamento del caballo, a las habilidades que este tiene, al nivel de trabajo o adiestramiento en el que se encuentra en el momento de la venta, para que pueda hacer esa articulación con el comprador, quien también debe estar seguro si ese caballo lo va a poder manejar y si tiene las condiciones que requiere.

La decana de Unisalle recordó que las condiciones de los equinos varían de acuerdo a los usos: para trabajo, para paseo, para exhibición o para diferentes competencias deportivas.  “Con respecto a esto último, por ejemplo, el vendedor debería tener una historia deportiva de competencias o de exhibiciones en las que haya participado el equino, para que el comprador tenga claro qué es lo que va a comprar”, recalcó.

Recomendaciones para compradores
El director administrativo de la Asociación de Criadores de Caballos Criollos Colombianos de Silla (Asdesilla), Lucas Londoño, por su parte, destacó que en el caso de compradores, lo primero que se debe tener en cuenta es que los caballos son animales que necesitan espacios amplios, por lo que se debe contar con la infraestructura para corresponder con dicha necesidad. “También se deben tener claros los requerimientos nutricionales del animal. Hay que mantenerle forraje a su disposición y definir si se debe complementar su dieta con concentrados, vitaminas y minerales”, destacó.

Así mismo, el comprador tiene que estar convencido de las funciones para las que desea adquirir el ejemplar, si es simplemente para disfrutar o para competencias, pues existen diferentes razas especializadas en diferentes actividades, según explicó Londoño, y en ese sentido debe buscar la opción ideal.

“Toda persona siempre que va a comprar un caballo tiene que ir acompañado de un médico veterinario que haga el examen precompra, que incluye examen físico, pruebas de movimiento, exámenes radiológicos de sus extremidades y que el ejemplar libre exámenes de laboratorio”, manifestó al respecto Mutis.

Las razas más demandadas por los compradores
El caballo criollo colombiano, incluidas sus diversas modalidades de paso fino, trochador, trochador galopero; así como las razas europeas como la Holsteiner, la Hannoveriana y la de Silla Francés son las más apetecidas por los amantes de los caballos en Colombia. De hecho, el criollo colombiano está entre las razas más demandada en algunos mercados internacionales como el estadounidense.

Las opiniones

Lucas Londoño
Director administrativo de Asdesilla

“Para el comprador debe ser fundamental Tener claro qué tipo de actividad quiere desarrollar con ese caballo, para así tomar una decisión”.

Claudia Mutis
Decana Ciencias Agropecuarias Unisalle

“El costo de un ejemplar varía de acuerdo a muchos factores como la edad del animal, la participación en  competencias o si es o no reproductor”.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.