Mascotas

Así "le echan una pata" los perros de apoyo emocional a la salud mental de la gente

Perros de apoyo emocional aportan al cuidado mental de personas especialmente jóvenes que padecen de trastornos como la depresión y la ansiedad
Por:
Juan Sebastián Tinoco Acosta
17 de enero de 2024
Perros paseando
Colprensa

La salud mental es uno de los temas que más resuenan en la sociedad contemporánea. Solo en Bogotá, alrededor de 900.000 personas se sienten nada o poco satisfechas en su estado de ánimo, según un estudio de la salud mental de la Oficina de la Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, Unodc, la Alcaldía Mayor de Bogotá y la Secretaría de Salud.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, una de cada siete personas de entre 10 y 19 años enfrentan algún tipo de problema de salud mental y, aunque existen diferentes formas de afrontar estas dificultades, una que es muy conocida son las mascotas de apoyo emocional, las cuales desde hace tiempo "le echan una pata a las personas".

''Desde una perspectiva terapéutica, una mascota de este tipo puede llegar a contribuir a la regulación emocional y proporcionar sensación de seguridad. Varios estudios han demostrado que la interacción con las mascotas libera endorfinas y reduce los niveles de cortisol mejorando el estado de ánimo, fomentando un ambiente propicio para el tratamiento de los problemas psicológicos", explicó Laura Esguerra Riveros, psicóloga clínica con experiencia en casos de perros de apoyo emocional.

La experta destacó que la decisión de incluir una mascota de soporte emocional en el plan de tratamiento debe ser tomada en consulta para analizar las condiciones cotidianas en que el consultante se desempeña, estudiar la viabilidad de sí realmente es necesario y qué va aportar tanto a la salud del paciente como al bienestar de la mascota'.

Además de su impacto directo en la salud emocional, la presencia de perros de apoyo puede fomentar la comunicación abierta y la participación en terapias tradicionales. Esta forma de intervención holística aporta a construir un entorno de apoyo integral.

''Cuando las personas tienen depresiones muy profundas o ansiedades demasiado agobiantes, se desconectan de las responsabilidades dentro de la rutina, muchas veces perdiéndola. La depresión resulta ser sumamente incapacitante y se pierde mucha motivación y desconexión en el día a día. Cuando se incorpora un perro de apoyo emocional, esto implica volver a tener una rutina, desde la comida, hasta la sacada a pasear y puede ser muy beneficioso para la estructura y el propósito del paciente al cuidado de su mascota'', expresó.

Múltiples estudios respaldan la eficiencia de los perros de apoyo emocional en diversas situaciones, desde trastornos de ansiedad y depresión, hasta trastornos de espectro autista. Su capacidad para generar vínculo emocional genuino es invaluable, especialmente en el caso de jóvenes que pueden enfrentar barreras para expresar sus sentimientos.

''Es importante que las personas conozcan que estos animales de apoyo emocional son muy distintos a los animales que prestan el servicio de ayuda a personas con discapacidades o limitaciones, como perros lazarillos, detectores de sonido o condiciones especiales como epilepsia entre otros'', comentó.

El debate de los certificados de apoyo emocional

Uno de los temas que más se ha debatido son los certificados de apoyo emocional, un documento autorizado por un psicólogo donde se explica que el paciente necesita de un animal para poder estar de manera permanente en espacios como aerolíneas, restaurantes, bares, centros comerciales, super mercados, entre otros. Muchas personas que no padecen de ningún tipo de trastorno, utilizan este mecanismo para poder viajar sin tener que pagar ningún costo adicional en la aerolínea o para ingresar a establecimientos donde no se permite el ingreso de mascotas.

Esguerra explicó que no hay un perfil específico para establecer que tipo de personas necesitan de apoyo emocional. Hay algunas situaciones y condiciones en que la presencia de estas mascotas pueden ser especialmente beneficiosas como la ansiedad y la depresión, y algunos estudios han demostrado que es positivo para el estrés postraumático, como también personas que presenten aislamiento social, condiciones medicas crónicas, inclusive personas mayores de edad.

"Hay una rama de la psicología que es la conductual que busca mucho cambiar o alterar algunos factores del ambiente, patrones de comportamiento y esto va muy ligado con la presencia de un animal. El hecho de una persona con estas conductas sepa que dentro de sus responsabilidades esta el cuidado y bienestar de una mascota, inconscientemente no sabe que es la mascota quien le esta beneficiando, generando compañía, motivación, amor, lealtad, diversión, ganas de salir al exterior, todo esto genera un impacto significativo en el ambiente y en esos patrones de comportamiento depresivos que el paciente solía presentar en su cotidianidad'', agregó

Beneficios LR Más

CONOZCA LOS BENEFICIOS EXCLUSIVOS PARA PARA NUESTROS SUSCRIPTORES
SUSCRIBIRSE

MÁS CONTENIDO DE Mascotas