En un espacio de 310 metros cuadrados ubicado en el sector de El Poblado en Medellín, Don Eloy Rosas inauguró su primera tienda boutique en la ciudad y que se convierte en un lugar idóneo por el clima apto para el cuidado y duración óptima de las diferentes especies florales, además de ser una de las de mayor demanda de flores.

“La  primera tienda de Don Eloy Rosas en la ciudad de Medellín fue inaugurada en 1997,  20 años después se reinventa para presentar una nueva manera de comprar y regalar flores. Escogimos este punto de la ciudad para abrir la primera boutique Don Eloy, por su ubicación estratégica, pues se trata de una reconocida zona residencial y comercial rodeada de parques, árboles, centros comerciales, restaurantes y edificios icónicos.  La boutique propone un concepto y experiencia completamente diferente y novedosa, a la hora de comprar flores. Es clave para la marca compartir su producto y expertise con los paisas. Estamos seguros de que en poco tiempo la boutique se convertirá en uno de los lugares favoritos de hombres y mujeres locales”, comentó Mónika Gómez, gerente de la marca.

El local está inspirado en las tiendas más lujosas de Francia e Inglaterra del sector de las floristerías de lujo, ropa y fragancias para acercarse a un mercado más joven.

Este nuevo espacio es parte del plan de crecimiento de la marca, la cual busca tener presencia en las principales ciudades del país. La construcción y adecuación del local tardó tres meses y conserva los lineamientos que tiene en otras ciudades del país donde tiene presencia, como Bogotá, Bucaramanga y Cali.

Debido a la reciente renovación de imagen de las tradicionales Rosas Don Eloy, los hombres ya no son el único público objetivo pues el target femenino ya alcanza el 30% de participación gracias a los productos que la marca ha desarrollado en los últimos años, informó la compañía.