Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Los arroceros empezaron a recibir las órdenes de compra de paddy verde, de cara a la gran cosecha del año que está empezando. Pero esta vez con el agregado de que el precio ha subido más de 16% el último año si se compara con julio de 2018 cuando la tonelada estaba en $916.286 y ahora se cotiza en poco más de $1 millón.

De hecho, exactamente con $1.070.000, el precio de la tonelada de arroz paddy verde no se veía desde noviembre de 2016 cuando estaba por ese mismo nivel y fue justo ahí cuando empezó con una tendencia bajista.

El presidente de Fedearroz, Rafael Hernández, explicó que esto es resultado del comportamiento de la demanda del cereal. “Se empezó a ver una reducción de los inventarios de los molinos para procesar el paddy verde a arroz blanco, así que el efecto normal era que se empezara a demandar nuevamente en esta cosecha”.

El dirigente gremial comentó que al cierre de 2017 los inventarios estaban en 840.000 toneladas, luego el año pasado estaban en 755.000 y se proyecta que para el cierre de 2019 queden en 580.000 toneladas. “Razón por la que se hace necesaria la negociación de arroz, y ahora la producción es buena, así que no hay problema para atender los requerimientos del mercado”, agregó Hernández.

Pero además de la demanda que llevó a que se incrementara el precio, los productores del cereal también atribuyen las alzas a que el precio local aún sigue siendo competitivo frente al que se importa.

Por ejemplo, en este momento, de países como Perú, se calcula que la tonelada de arroz procesado (es decir, blanco), está costando poco más de $2,4 millones, mientras que de Perú, que también tiene registros de ventas a Colombia, hoy está en $2,1 millones. Así que el que se hace localmente, que está en niveles de $2 millones, evita que se tenga que importar.

Al otro lado del tema de precios están los industriales, quienes a través de la Andi, además de aceptar los costos actuales, hace unas semanas enviaron una carta al presidente Iván Duque en el que recordaron “que está toda la disposición para comprar la cosecha”, según firmó el líder gremial Bruce Mac Master.

La misiva se envió con el objetivo de garantizar el respaldo de los molinos, pues en los cálculos de la cosecha de los Llanos Orientales, que estaría para salir desde el 25 de julio, se incrementó 11% el área sembrada respecto al año pasado, pues para esta época hace 12 meses estaba en 178.000 hectáreas. El Dane entregó un informe en el que son, para la siguiente entrega del cereal, casi 209.9000 hectáreas.

Algo que llamó la atención fue que hace unos días hubo una reunión en el Consejo Nacional de Arroz, donde el Ministerio de Agricultura propuso una nueva fórmula para fijar el precio del cereal por tonelada pero no fue aceptada. La razón de la negativa fue porque con esa nueva fórmula el precio por tonelada habría quedado por debajo de lo que hoy se negocia. Por ejemplo, en los Llanos, la tonelada está en poco más de $1 millón, y con la propuesta fallida quedaba en $970.000.

Gobierno entregó balance sobre el banano
Este fin de semana varios líderes bananeros alertaron a las autoridades por la posible presencia del Fusarium (Foc R4T), un virus que se cree está en un área de 100 hectáreas en La Guajira, la cual fue puesta en cuarentena. Este hongo, aunque no afecta a los humanos ni a la fruta, sí daña las matas de banano. Por esto, el ministro de Agricultura, Andrés Valencia, explicó que “es un hongo que está en la tierra, así que no afecta las exportaciones”. Además recordó que la presencia del mal no está confirmada y de ser así, la zona está totalmente vigilada.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.