Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

Los perros, con el paso de los años, han pasado a ser un integrante muy importante para las familias. Quizá sea su arrolladora personalidad o su lealtad lo que cautiva a los humanos, puede haber muchas variables. Lo cierto es que las personas que conviven con ellos buscan darles lo mejor. Los concentrados tienden a ser un producto relativamente nuevo, antes los caninos eran alimentados con la comida de los humanos.

Pensando en el beneficio de los peludos y buscando cómo combatir enfermedades de tipo hepático y renal en la veterinaria de uno de los socios, fue creada Pixie, una compañía que ofrece productos caseros horneados para el consumo de los caninos en el país.

LOS CONTRASTES

  • Felipe Ochoa Gerente General de Pixie

    “Nuestros clientes nos cuentan que están felices con los productos que les ofrecemos día a día. Siempre he creído en la frase que los humanos somos lo que comemos, los perros también”.


  • Carolina RiveroGerente de Mercadeo de Pixie

    “Desde que abrimos en Pereira ha sido muy bonito que de las ciudades aledañas vayan hasta allá para conseguir los productos de Pixie. Venimos trabajando en crear la línea de alimentos para gatos”.


  • Camilo RaigosoGerente de Producción, Investigación y Desarrollo de Pixie

    “Buscamos que cada uno de nuestros productos generen un cambio en los perros que los consumen, somos conscientes de sus necesidades y aportamos con alimentos balanceados”.

Cuenta con tres pilares que le aportan nutrientes al animal; carbohidratos, proteína de origen animal y vegetales. Ahora Pixie cuenta con ocho tipos de formulaciones que se adaptan al tipo de perro y sus necesidades: hipoteroidismo, sobrepeso, fallas renales, entre otros.

Empezaron en un local en Usaquén para que los clientes pudieran observar el procesamiento de los alimentos, pasaron de una planta de 33 metros cuadrados (m2) a una de 200 m2 y están pensando en trasladarse a otra planta de por lo menos 500 m2. Camilo Raigoso, gerente de producción, afirma que “pasamos de tener 30 a 5.000 clientes en Bogotá, en Medellín 500 y con miras a expandirnos hacia Panamá”.

“Contamos con dos clientes: el humano que lo compra y el perro que lo consume, es por eso que estamos en constante cambio y creamos un departamento de innovación para estar a la vanguardia de las necesidades del mercado”, Felipe Ochoa, gerente general de Pixie.

Este es el proceso que llevan a cabo en Pixie para la elaboración del alimento:

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.