Agregue a sus temas de interés

Agregue a sus temas de interés Cerrar

El relevo generacional para el sector agricultor empieza a hacerse notar en el país. Productores y empresarios de cultivos de arroz, café, flores, banano, caña de azúcar o papa cada vez encuentran más difícil la tarea de contratar trabajadores menores de 25 años para desarrollar labores agrícolas.

Por ejemplo, el último Censo Nacional Arrocero en 2016 del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), arrojó que el sector cuenta con 16.378 productores, 77% mayores de 40 años.

Este porcentaje es similar para otros sectores claves en la agricultura nacional que también se ven afectados por aspectos como malas condiciones laborales, bajos salarios para los trabajadores en el campo, mayor tecnificación en los cultivos que reemplaza la mano de obra humana y una migración gradual a las urbes colombianas, que se acentúa en la población joven.

Jaime Ramírez, productor de banano en Urabá, expresó que “cada vez más jóvenes prefieren ir a las ciudades y estudiar que trabajar en el campo. Es complicado luchar contra una tendencia que ha aumentado a través del tiempo”.

Ante este panorama programas como Neo Urabá, operado por Comfenalco Antioquia, surge como iniciativa para que 13.690 jóvenes, en los próximos tres años, se capaciten en áreas laborales para el sector bananero en la región.

LA REPÚBLICA +

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.