Con más de 433 especies nativas de frutas y un gran porcentaje de estas apetecidas en el mercado internacional, las moscas de la fruta son un tema importante al cual prestan atención los agricultores pues causan daño directo a los cultivos,  ocasionando pérdidas e incremento en los costos de producción.

Ante esta circunstancia, el país fue seleccionado como sede de la décima reunión de moscas de la fruta del hemisferio occidental.

La decisión fue tomada por el comité técnico científico del Grupo de Trabajo en Moscas de la Fruta del Hemisferio Occidental (Twwh), por sus siglas en inglés, que resalta el trabajo que viene realizando el país para la declaratoria de áreas libres o de baja prevalencia de esta plaga, para entregar fruta con calidad y aumentar las exportaciones a los mercados del mundo, informó el ICA.

La determinación de otorgar la sede a Colombia fue adoptada por el comité directivo internacional del Twwh después de conocer otras propuestas formales  de países como República Dominicana y la isla de Hawaii en Estados Unidos, entre otros aspirantes.

“Nos complace esta designación, eso es una muestra de la fortaleza de nuestro estatus fitosanitario y el compromiso del ICA y el Ministerio de Agricultura por la sanidad agropecuaria y la inocuidad agroalimentaria del mundo. Desde ya estamos trabajando para la organización y dirección del evento, no seremos inferiores a este reto, pues esto redundará en la competitividad de la producción nacional”, señaló Luis Humberto Martínez, gerente general del ICA.

Esta entidad ejecuta el Plan Nacional de Moscas de la fruta, el cual tiene como objetivo la  detección, control y erradicación para mejorar las condiciones fitosanitarias de la producción frutícola en Colombia y potenciar la capacidad de esta producción con destino a mercados especializados.